Actualizar tu guardarropa sin gastar mucho es posible, siempre y cuando sepa la hoja de ruta para realizarlo satisfactoriamente. Seamos realistas, la ropa nueva es cara, e incluso comprar algunas piezas nuevas puede romper el banco. Afortunadamente, hay un montón de maneras divertidas para añadir un nuevo toque de estilo sin gastar un centavo.

Consejos para actualizar tu guardarropa sin gastar

Descubra lo que ha estado escondido

A nadie le gusta limpiar el armario, pero para mejorar la situación, lo que necesita saber es lo que realmente tiene en sus roperos de madera. Tendemos a usar algunos conjuntos más que otros y, por lo tanto, ciertas prendas flotan en la parte superior del cajón de la cómoda o del armario.

Haz un inventario de todo lo que tienes y descubre lo que todavía te queda, lo que sigue siendo elegante y lo que te olvidaste (y admítelo, sucede). Es hora de hacer montones:

  • Haga una pila de cosas que puedan necesitar reparación y agregue esos tontos a su lista de tareas pendientes.
  • Crea una pila para cualquier cosa que se vea bien pero que pueda ser de un tamaño diferente al que estás usando. Si puede modificarlo usted mismo o conoce a un amigo que pueda, puede volver a agregar esos elementos con sus productos básicos.
  • Haz un montón de cosas que te encantan pero que ya no están de moda.
  • Finalmente, dona todo lo que no quieras a la caridad.

¡Es hora de romper las reglas!

Uno de los grandes beneficios de simplemente hacer un inventario de ropa es que te permite ver lo que tienes y probar algunas combinaciones nuevas. Organice un mini desfile de modas y pruebe algunas combinaciones nuevas.

También puede romper las reglas cuando se trata de hacer coincidir la formalidad. ¿Quién dice que no puedes usar lentejuelas durante el día? Tal vez esa camisa que usas en los clubes también puede funcionar para el brunch cuando la combinas con jeans y un suéter pastel.

Tener un amigo o familiar cerca es excelente para obtener segundas opiniones, pero también puede ayudar de otras maneras. Por un lado, si la convence de que también limpie su armario, los dos pueden mantenerse motivados.

Intenta cambiar la ropa vieja que no quieras. ¡Es posible que tenga algo que nunca ha usado y que también te quede bien! Un intercambio de ropa es una gran experiencia de unión, y probarse cosas con un amigo o familiar siempre es una maravilla.

¡Para mayor diversión, haz una fiesta de intercambio! Es genial enfocarse en los accesorios, ya que de esa manera, personas de diferentes tamaños y edades pueden unirse a la diversión. Epílogo, planee usar un nuevo conjunto y salir juntos a la hora feliz para mostrar sus nuevos estilos.

Dile sí a las nuevas confecciones

Finalmente, tal vez la mejor manera de mejorar tu guardarropa es sacar una máquina de coser. Si aún no tienes uno o no sabes coser, pide ayuda a una persona dedicada a ello. Hay muchos trucos sencillos que pueden convertir la ropa aburrida y pasada de moda en maravillas de vestuario de moda.

Intente convertir un par de pantalones viejos en pantalones cortos. Pruébalas, mida a la longitud deseada y córtalas aproximadamente una pulgada por debajo. Dobla los puños de la máquina y listo. ¡Nuevos pantalones cortos!

O intente hacer algunos cambios en una camisa holgada para una apariencia elegante y ajustada. Pruébatelo, mide el exceso de tela y cose en ambos lados para que se ajuste a tus curvas actuales.

Lleva unas tijeras a un vestido viejo para crear un top nuevo y elegante! Solo córtalo donde quieras y haz un dobladillo en la parte inferior. ¿Tiene una camiseta vieja con el logo que no le queda o se ha desvaído? ¡Intenta cortar el logo y coserlo en una nueva camisa para un look retro.

Unos minutos en la máquina de coser pueden transformar cualquier cosa en algo que acentúe tu cuerpo en los lugares correctos y convertir la ropa vieja en una costura elegante y con estilo.